México: BI y Sanofi aceptan reglas de Cofece

México era el único país que faltaba por recibir la aprobación para poder finalizar el acuerdo de intercambio estratégico.
El Economista

Las farmacéuticas Boehringer Ingelheim (BI) y Sanofi aceptaron la condición de la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece) de dejar fuera cinco vacunas para finalizar su concentración en el negocio de salud animal.

“No hay nada sorpresivo dentro de esto, estamos muy contentos de que con esta determinación la Cofece autoriza tanto a Sanofi como a BI en México para que podamos llevar a cabo el inicio de lo que nosotros denominamos el cierre de la transacción, donde BI puede adquirir el negocio Merial de Sanofi”, dijo a El Economista el director general de BI México y Centroamérica, Miguel Salazar.

La Cofece informó el pasado lunes que la operación del negocio de salud animal entre las dos compañías está aprobada, siempre y cuando dejen fuera los negocios de cinco vacunas en los que encontraron riesgos de competencia.

Salazar explicó en entrevista que antes de que se lleve a cabo la firma protocolaria del cierre, BI debe desinvertir y trasladar de dominio a un tercero, cuatro vacunas en el mercado de aves de BI, y una de cerdo, de Merial.

El órgano regulador señala que en el contrato de los adquirientes se tendrán que incluir cláusulas que aseguren el suministro de estas vacunas a los nuevos compradores durante cierto periodo, mientras el nuevo operante desarrolla sus propias fuentes de fabricación.

“Sabemos que va a tomarnos unas cinco o siete semanas, probablemente un par de meses más para que se pueda concretar. Cualquiera de los fabricantes de productos veterinarios de nuestro país es un candidato, tenemos que buscar laboratorios que tengan complementariedad”, compartió Salazar.

En junio del 2016, las farmacéuticas europeas firmaron un acuerdo de intercambio estratégico internacional, por el cual BI cedió a la francesa el negocio de autocuidado de la salud humana. La operación fue aprobada en México en diciembre del 2016, con la condición de dejar fuera el negocio de jarabe para la tos; y Sanofi Merial será transferida a la alemana.

México era el único país que faltaba por recibir la aprobación para poder finalizar el deal de intercambio estratégico, en los otros países no existió ningún problema para realizar la transacción.

Comentarios