Este software podría imprimir réplicas de órganos en 3D bajo demanda

Investigadores están buscando la manera de traducir con rapidez los datos de tomografías computarizadas en impresiones 3D.
GE Reports

Erica Endicott estaba embarazada de su hijo, Kaden, cuando los cardiólogos del Centro Cardíaco Infantil de Phoenix descubrieron que el lado izquierdo del corazón del niño no estaba creciendo adecuadamente. Kaden, que está sano ahora, fue tratado por un equipo de médicos en Boston para esa condición que amenazaba su vida. Después del procedimiento, utilizaron datos de un sistema de ultrasonido para crear e imprimir modelos 3D del corazón de Kaden antes y después de su cirugía. “Como padre, fue increíble obtener un modelo real y tangible del corazón de nuestro hijo”, dijo Erica a GE Reports. “Nos ayudó a entender mejor el defecto”.

La experiencia de Erica con los modelos 3D de órganos sigue siendo rara, pero si Jimmie Beacham, ingeniero jefe de fabricación avanzada en GE Healthcare, es persistente, no será raro por mucho tiempo. Beacham, de 43 años, y su equipo en el futurista laboratorio de la compañía en Waukesha, Wisconsin, están buscando formas de traducir rápida y eficientemente archivos de imagen de tomografía computarizada (CT) y otras máquinas de imagen para que puedan ser impresas. “Hoy, cuando la gente imprime órganos, le puede tomar desde una a tres semanas manipular los datos”, dice Beacham. “Queremos hacerlo dándole clic de un botón”.

No es una tarea fácil. Un escáner CT como Revolution CT de GE genera y transmite en 1 segundo una cantidad de datos equivalente a 6,000 películas de Netflix. “En este momento, convertimos todos esos datos en una imagen en la pantalla”, dice Beacham. “Estoy empujando a nuestros equipos a través de GE Healthcare para ver cómo podemos crear un paquete de software que convierte esa imagen en un archivo imprimible que se puede enviar a una impresora 3D. Ya hemos impreso varios órganos como el hígado y el pulmón. Es un aprendizaje valioso”.

GE lanzó recientemente GE Additive, una unidad de negocio que está desarrollando máquinas para impresión 3D y otros métodos de fabricación de aditivos. Ahora, el equipo de Beacham está colaborando con GE Additive para explorar si “una máquina personalizada que imprime órganos de los archivos que derivamos de nuestro software” tiene sentido. Dado los avances de la industria, Beacham dice que la velocidad es la esencia. “Si no lo descubrimos, alguien más lo hará”, dice.

Beacham cree que tanto los médicos como los pacientes se beneficiarán de la tecnología. “Todos los seres humanos se construyen de forma diferente”, dice. “Cuando un cirujano tiene que entrar y hacer un procedimiento, a veces se sorprenden de lo que encuentran.”

Beacham dice que las réplicas anatómicas de los órganos proporcionarían al cirujano más información por adelantado. “Los cirujanos a veces tienen que ir varias veces a una estación de trabajo, mirar la imagen en la pantalla y tratar de averiguar lo que está pasando”, dice. “Se pierde tiempo para hacer la cirugía, y aumentan las probabilidades infecciones o de problemas para la recuperación del paciente.”

Dice que los radiólogos también han estado pidiendo modelos de órganos impresos en 3D porque mejoran el diálogo con los pacientes. “Puedes mostrar al paciente la parte del cuerpo donde está el problema”, dice. “Cuando lo tienen en sus manos y lo ven claramente, en lugar de ver una imagen en escala de grises en 2D en pantalla, pueden captar rápidamente lo que necesita repararse”.

Él compara la experiencia con visitar un taller de reparación de automóviles. “Si usted no es un experto y no sabe mucho sobre coches, cuando el mecánico le diga que necesita una nueva transmisión, usted no va a saber si eso es verdad o no,” dice. “Lo primero que piensas es ‘¿Confío en él?’ Opta por la fe ciega.”

Las réplicas anatómicas impresas en 3D ayudarán a aclarar las cosas, dice Beacham. “Creo que a medida que las personas se informen más sobre la salud, querrán ser una parte más grande de la solución”, dice. “Ayudarles a ver el problema con claridad creará más confianza entre el médico y el paciente. Se traduce en una acción más rápida”.

Comentarios