sida

sida

En su edición anterior, en 2016, la conferencia recaudó US$ 12,9 millones en Canadá.
Más de 138 millones de pacientes se ven perjudicados por errores médicos y 2,6 millones mueren cada año, advirtió el organismo internacional.
Esta es la segunda mutación que se ha descubierto que puede proteger contra la infección de este virus, a 20 años de la primera.
El país proporcionará 12.000 dosis, suficientes para proporcionar un año de medicación a 1.000 inmigrantes.
Las Américas, África y Asia son los territorios donde esta forma de la enfermedad se ha presentado con más fuerza.
Dolutegravir (DTG) es uno de los fármacos más eficaces en el tratamiento del virus que causa el sida, el VIH.
Las nuevas infecciones de VIH registraron un aumento de más del 29% en Europa del Este y Asia Central y del 7% en América Latina.
En la región se registraron 1,9 millones de personas con VIH, de las cuales 100.000 son casos contagiados en el último año.
El país fue uno de los primeros en distribuir de manera gratuita los medicamentos para la enfermedad en el sistema público.
Se estima que en el país deben existir al menos unas 150.000 personas portadoras del virus, pero hasta enero del año pasado apenas se habían identificado unas 89.000.
Los migrantes que han salido tras la crisis del país han pasado meses sin los tratamientos para la enfermedad y buscan las opciones para retomarlos.
La combinación de dolutegravir y lamivudina, que se calificará como Dovato, para su uso en adultos recién diagnosticados.fue autorizada por la FDA.
Por Luis Manuel Arellano Delgado, para Excélsior.
De acuerdo a los resultados publicados, los antirretrovirales podrían ser la última pieza para la lucha contra la enfermedad.
El avance aún debe ser probado en un modelo humano o humanos.
Actualmente se han reportados dos casos a nivel mundial de personas que han logrado la remisión del virus con trasplante de médula ósea.
El paciente lleva 18 meses en remisión del virus luego de recibir un trasplante de células madre por un linfoma.
Durante su discurso ante el congreso, el presidente norteamericano informó que piensa acabar con el SIDA en Estados Unidos en un plazo no mayor a una década.
Se trata del concurso de la Fundación Bunge y Born US$ 65.800 de premio a cada proyecto ganador.