marcapasos

marcapasos

El paciente receptor fue el sueco Arne Larsson, de 43 años, cuya esposa, enterada de los ensayos llevados a cabo con estos dispositivos en perros, contactó con el médico debido a la crítica situación de su marido que sufría una grave dolencia cardíaca.
La finalidad es lograr evitar los reemplazos de dispositivos en los pacientes.
Los dispositivos cardíacos que usan software o comunicaciones inalámbricas pueden ser vulnerables a los ataques de hackers que podrían causar un mal funcionamiento que pone en peligro la vida, dicen los cardiólogos de EE.UU.
El gobierno de los Estados Unidos lanzó una investigación el año pasado por las reclamaciones de que los dispositivos eran vulnerables a hackeos potencialmente peligrosos para la vida.
Con esto, el paciente tiene un dispositivo que tiene una duración de 13 años, en vez de los siete que dura un epicárdico.
El dispositivo implantado en pacientes redujo, al menos a corto plazo, la tasa de complicaciones.